¿Cómo crear la Estrategia de Marketing de Contenidos para tu alojamiento hoy? - Guía rápida para principiantes

Imagen para Posteo de Blog: ¿Cómo crear la Estrategia de Marketing de Contenidos para tu alojamiento hoy? - Guía rápida para principiantes

Seguramente habrás escuchado que, si tienes un alojamiento, necesitas una Estrategia de Marketing de Contenidos (!?). Pero, ¿qué es una Estrategia de Marketing de Contenidos? ¿Por qué deberías tener una? ¿Cómo puedes aplicarla en tu hotel, hostel, B&B u otro alojamiento?

Somos consumidores de contenido

Comencemos desde el principio: quien diga que está libre de Internet, que arroje la primera piedra. No es innovador decir que Internet ha cambiado las reglas del juego a nivel mundial. Todo está atravesado y conectado por esta World Wide Web. También todos nosotros lo estamos. Pero hoy en día ya no es sólo el contenido presentado por grandes empresas o comunicadoras lo que se puede escuchar, ver y leer a través de Internet...

¡Pero también lo creamos!

Con la aparición de las redes sociales -desde Classmates.com y SixDegrees.com hasta la actualidad- surge una nueva forma de contenido para consumo. Hoy podemos nutrirnos del contenido generado por otras personas -personas comunes, como nosotros- y compartir el propio. Podemos recomendar, opinar y compartir.

Nos hemos transformado en seres generadores de contenido digital. Por esto, es necesario que sepas qué contenidos crear y compartir, para quién, por qué, cómo, etc. Es decir, te conviene tener una estrategia.

¿Qué es una Estrategia de Marketing de Contenidos?

Si te preguntas por una Estrategia de Marketing, seguramente pienses en plan para aumentar tus ventas o algo similar. Entonces, ¿por qué de Contenidos? Porque es lo que la gente -entre los que se encuentran nuestros potenciales clientes- consume. ¿Gratis? Sí.

Una Estrategia de Marketing de Contenidos se basa en decir o contar cosas, en lugar de vender (el famoso telling instead of selling). Entonces, uno crea y distribuye contenido relevante para conseguir nuevos clientes a través de captar su interés, en lugar de invertir en publicidad.

Relevancia como clave

La clave del contenido de calidad es la relevancia. Pero, ¿qué tipo de contenido es relevante? Depende de para quién sea. Conocer a nuestra audiencia es indispensable para que el contenido sea valioso para ella. Si de alojamientos se trata, hablamos de turistas.

Dependiendo del tipo de alojamiento, variará el tipo de turistas. Pero, en general, todos comparten ciertos intereses. Buscan información del destino, atractivos turísticos, rasgos culturales, gastronomía, seguridad, documentación requerida, vacunas requeridas, mejores épocas del año para ir, vestimenta adecuada, etc. También buscan saber si las camas y desayuno de tu alojamiento son buenos. Pero la verdad es que lo más valioso para ellos puede ser que hables del destino, en lugar de que intentes que reserven contigo.

¿Por qué tener una Estrategia de Marketing de Contenidos?

Ahora bien, ¿por qué deberías tener una Estrategia de Marketing de Contenidos? ¿Cuáles son sus ventajas? Revisemos algunas:

Interés, confianza, lealtad, ventas

Claro que no creas y compartes contenido porque eres buena persona. Lo haces porque sabes que con el tiempo aumentarán tus ventas. Si tu audiencia se interesa por tu contenido y empieza a confiar en ti, generarás lealtad. Y es mucho más probable que cuando tengan que reservar o recomendar un alojamiento, elijan el tuyo. Después, queda en ti tener una buena política de fidelización de clientes para asegurarte de conservarlos.

Además, el darte a conocer mediante tu contenido permite que aumenten tus ventas directas. Esto sucede porque quien confía en ti no dudará en llamarte o entrar a tu web o Fan Page para reservar. Esto te ayuda a independizarte un poco de los canales de venta y, claro, pagar menos comisión.

Hoja de ruta

Una Estrategia de Marketing de Contenidos es sobre todo visual. Esto quiere decir que te ayudará a tener una idea rápida y completa de tu estrategia de un simple vistazo. Es concreta, concisa, práctica y esquemática.

Escalabilidad

Por las mismas características que mencionamos arriba, este tipo de estrategia es escalable. Esto significa que si creces o te achicas (por ejemplo, si aumentas el número de camas de tu alojamiento), la estrategia se acopla a tu cambio. La eficacia y el funcionamiento de la Estrategia de Marketing de Contenidos es independiente del tamaño de tu negocio.

También es independiente de quién la lleve adelante. Esto significa que, si crecieras lo suficiente como para abrir otro alojamiento, la persona encargada de llevar adelante la estrategia podría ser otra, y la estrategia no variará.

Uniformidad de criterio

Esta estrategia te ayuda a encontrar tu propia voz. Puede sonar cursi, pero la realidad es que una estrategia global de generación de contenidos te obliga a mantener un mismo estilo. Claro que esto no implica que el tono sea siempre el mismo. Quizá puedes ser más serio en cierto tipo de contenidos -o en ciertos canales- que en otros. Pero recuerda que si el contenido tiene un mismo criterio de formato, temas, presentación y respuesta, pasa a ser identificable como tu contenido. Esto va más allá de si el contenido lo generas tú, o de si tienes un equipo que se encarga de crearlo. Recuerda que tu marca -tu alojamiento- habla, y te distingue de los demás.

¿Cómo diseñar mi Estrategia de Marketing de Contenidos?

Luego de haber revisado Content Machine de Dan Norris, y en base a su 10 Minute Content Strategy, te proponemos la siguiente Estrategia de Marketing de Contenidos, que puedes hacer en una simple hoja de Excel:

Visión

¿Cómo ves tu alojamiento a largo plazo? ¿Cómo te gustaría que fuera? La visión de tu negocio no tiene que ver en concreto con qué quieres lograr, sino con adónde quieres llegar.

Por ejemplo: Ser el hotel mejor posicionado en mi destino.

Objetivo

¿Cuál es el objetivo de tu estrategia? ¿Qué planeas lograr con su implementación? ¿Cuál es su razón de ser? Recuerda que a menudo los objetivos son a mediano plazo, y se componen por metas, que son a corto plazo.

Por ejemplo: Conseguir x% más de reservas que el año anterior en X período.

Las metas pueden ser también concebidas como métricas. Veremos eso más adelante.

Valores

¿Cuáles son los valores de tu contenido? ¿Cuáles son tus prioridades? ¿Qué es lo que valoras como positivo y te propones demostrar? Los valores son características del contenido, que tienen que ver con lo que que actúa como guía, más allá de lo que se diga o escriba.

Por ejemplo: Honestidad, transparencia, claridad, utilidad, practicidad.

Competidores

Tienes que identificar a tus competidores actuales y potenciales. Es decir, ¿quiénes captan o podrían captar a tu misma audiencia? Recuerda que estamos hablando del contenido que generes, no de tu alojamiento específicamente. Es importante que evalúes el alcance que piensas que tendrá tu contenido. Esto te ayudará a saber si otros alojamientos que generen un contenido similar son o no verdaderamente una amenaza para ti.

Ventajas competitivas

¿Cuáles son tus capacidades para generar un contenido valioso, mejor que el de los demás?

Por ejemplo: Tener estudios en turismo, economía, administración, contabilidad, marketing, comunicación o alguna otra área relevante para la creación y difusión de tu contenido. Tener experiencia laboral en el sector hotelero. Haber viajado por el mundo y conocido distintas situaciones relacionadas al turismo. Tener un equipo compuesto por personas con distinta formación profesional.

Factores diferenciadores

¿Qué características de tu contenido lo diferencian de tu competencia? ¿Cuáles son los factores que hacen que se perciba como único, diferente a los demás?

Por ejemplo: Es entretenido. Resuelve problemas del día a día de los recepcionistas. Da tips específicos para mochileros, para mujeres viajeras, etc.

Nota: Mientras que las ventajas competitivas tienen que ver con tu capacidad de poder hacer un mejor contenido, los factores diferenciadores tienen que ver con la capacidad de tu contenido de ser concebido como distinto -mejor- al de los demás.

Audiencia

¿A quién va dirigido tu contenido? Ten en cuenta que tu audiencia no tiene por qué ser una sola. Por otra parte, toda audiencia puede dividirse en grupos más pequeños o sub-audiencias.

Por ejemplo: Tu audiencia general podrían ser turistas y gerentes de hoteles. Bien, pero ¿qué tipo de turistas y gerentes de qué tipo de hoteles? Intenta ser lo más específico que puedas.

Nota: Seguramente has visto que muchas veces las empresas identifican el target de una campaña publicitaria, un contenido, o un producto específico, con un identikit. Esto es: mujer, de entre 25 y 35 años, soltera, profesional free lance, etc. Intenta no hacer eso. ¿No has notado que, por ejemplo, hay personas completamente distintas que consumen un mismo bien? ¿Crees que en la definición del target de Samsung o Coca-Cola la edad es significativa? Es más importante que pienses en tu audiencia como grupos que comparten ciertos intereses, necesidades o hábitos, sin darle importantancia a su género, edad o profesión.

Key Partners

¿Tienes alguna relación con actores clave que pueden ayudarte a promocionar tu contenido? ¿Con qué actores crees que podrías relacionarte para hacer algún tipo de trato para potenciarse mutuamente? Los Key Partners -o compañeros clave- son aquellas empresas o personas que pueden influir positivamente en el éxito de tu estrategia.

Por ejemplo: Alojamientos o destinos que han creado grupos de Facebook. Otros alojamientos que tienen un Blog. Viajeros que tienen un Blog (los conocidos Travel Bloggers). Influencers en Instagram.

CTAs

Seguramente hayas leído esto de los CTAs alguna vez. La sigla viene del inglés Call To Action -algo así como llamada a la acción-. Pero, ¿qué son? Los CTAs pueden ser links o botones con los cuales incitas a tu audiencia a hacer una acción específica. En general tienen menos de 5 palabras, por lo que tienes que ser específico y claro. Tienen que estar orientados a la acción.

Por ejemplo: Descarga mi ebook gratis. Visita mi sitio. Reserva ahora. Conoce los 10 mejores bares de Buenos Aires. Recibe el Newsletter.

Nota: Fíjate que los verbos están siempre en modo imperativo. De esta manera estás dando una orden a tu audiencia. Recuerda que la palabra gratis puede ser muy tentadora...

Métricas

Por último, ¿cómo vas a evaluar tu desempeño? Es necesario que puedas medir de alguna forma si tu estrategia está funcionando. ¿Recuerdas que más arriba mencionamos las metas? Estas pueden ser una buena forma de evaluación, dependiendo de cómo las formules y -claro- de que las cumplas o no.

Por ejemplo: Publicar 2 de posts por mes en tu Blog. Conseguir 50 seguidores más en tu Facebook por mes. Conseguir más de 100 likes en la última foto compartida en tu Instagram. Conseguir más de 15 compartidos en el último post en tu Facebook. Conseguir más de 3 comentarios en el último post en tu Blog.

¡Listo!

Bien, con todo lo que te hemos explicado, estás en condiciones de elaborar tu primera Estrategia de Marketing de Contenidos (¡yupiiiiii!). Recuerda que tener una estrategia te ayudará a poder visualizar por qué creas y compartes contenido, qué características tiene, para quién lo haces.

Algo que puedes adicionar a tu estrategia es un Channel Plan o Plan de Canales, donde puedas organizar tus acciones en cada uno de los medios de comunicación que utilices. Te prometemos que vamos a escribir un post sobre esto en el futuro! Sin embargo, lo primero que debes hacer es reflexionar.

Tómate tu tiempo, piensa, investiga, sé creativo y diseña una Estrategia de Marketing de Contenidos completa y consistente. Y, si tienes alguna duda, ¡no dudes en consultarnos!

Foto por Matthew Henry.